viernes, abril 06, 2007

Labio azafrán
condena al subterráneo
no te extrañan
ni en venas florecidas

Sube aquel infierno
con los ruidos de la combustión
el crimen bebido
por la estrella vespertina

Ahorcada la memoria
en agua que evapora
alfileres de alcaucil
a tu corazón no extrañan

2 comentarios:

Andy dijo...

Boca orégano
acusa a la montaña
se te echa de menos
en las arterias mustias.

baja aquel cielo
con el silencio del agua
la virtud ingerida
por el sol matutino

libre el olvido
en hielo que solidifica
agujas de alcachofa
a tu hígado recuerdan

Me gustó el ejercicio.

Y no queda tan mal, ¿no?

Un beso.

A.-

piscica dijo...

Andy: Genial el ejercicio. Me hiciste super sonreír. Un abrazo.